El cabello es como un accesorio para la mujer, nos da confianza y nos hace sentir bien cuando luce radiante con un buen corte, peinado o color pero si no sabemos hidratar nuestro cabello, toda esa confianza se puede convertir en vergüenza con un cabello seco y dañado.

Hidratar tu cabello con regularidad es necesario porque los niveles de humedad natural de tu cabello tienden a cambiar con los cambios de estación.

Cuando el otoño se convierte en invierno, tu cabello puede sentirse más seco.
Pero también hay muchos otros factores que pueden provocar la sequedad del cabello.

También puedes visitar nuestro espacio de estilo de vida para más consejos.

¿Qué causa que tu cabello se seque?

Algunos factores que pueden hacer que tu cabello se seque son:

  • Tu cuero cabelludo no produce suficiente grasa.
  • Peinarte con calor frecuentemente usando secadora, planchas, rizadores, etc.
  • Coloración del cabello y otros tratamientos químicos.
  • Lavarse el cabello en exceso.
  • Usar shampoo fuerte.
  • No acondicionar tu cabello con regularidad.
  • Exposición a cambios climáticos, cloro y / o agua salada.
  • Uso de peines o cepillos de mala calidad.

Sin embargo, puedes consentir a tu cabello de vez en cuando para disminuir el daño causado. Prueba cualquiera de los siguientes remedios caseros naturales para recuperar tu melena suave y saludable.

Cómo hidratar el cabello de manera natural

1. Aceite de coco

Las propiedades hidratantes del aceite de coco previenen la pérdida de proteínas de las hebras del cabello después de cada lavado. Esto mantiene tu cabello suave y flexible.

Necesitarás:
Aceite de coco virgen

Lo que tienes que hacer.

  1. Aplica aceite de coco virgen a tu cabello y cuero cabelludo. (Si tu cuero cabelludo es muy grasoso puedes aplicar de la mitad para abajo).
  2. Masajea suavemente durante un par de minutos.
  3. Déjalo actuar durante una hora.
  4. Enjuaga tu cabello con un shampoo suave y continúa con un acondicionador.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puedes hacer esto 1-2 veces por semana.

2. Plátano y aceite de oliva

El plátano y el aceite de oliva exhiben propiedades hidratantes.
Ambos ingredientes pueden trabajar juntos para hidratar tu cabello y hacerlo más suave.

Necesitarás:
• 1 plátano maduro
• 1-2 cucharadas de aceite de oliva virgen

Lo que tienes que hacer.

  1. Licúa un plátano maduro con una o dos cucharadas de aceite de oliva virgen.
  2. Aplica la mezcla sobre el cabello y el cuero cabelludo mojados.
  3. Déjalo actuar durante 15-20 minutos.
  4. Enjuaga con agua.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puedes hacer esto una vez a la semana.

3. Aceite de semilla de calabaza y miel

La miel es un excelente humectante y se usa en la formulación de acondicionadores para el cabello.
El aceite de semilla de calabaza puede ayudar a prevenir la caída del cabello.

Necesitarás:

  • 1 cucharada de aceite de semilla de calabaza
  • 2 cucharadas de miel
  • 2 cucharadas de aceite de coco

Lo que tienes que hacer.

  1. Mezcla los aceites de semillas de calabaza y coco con la miel.
  2. Difumina la mezcla y aplícala sobre el cabello mojado.
  3. Déjalo actuar durante 15-20 minutos antes de enjuagar con un shampoo suave y agua.
  4. Enjuaga también con un acondicionador.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puedes hacer esto 1-2 veces por semana para obtener mejores resultados.

4. Manteca de karité

La manteca de karité exhibe excelentes propiedades emolientes que pueden usarse para tratar el cabello seco y dañado.

Necesitarás:
1-2 cucharadas de manteca de karité.

Lo que tienes que hacer.

  1. Caliente una o dos cucharadas de manteca de karité.
  2. Aplica sobre el cuero cabelludo y el cabello.
  3. Masajea suavemente y déjalo actuar durante 30-60 minutos.
  4. Enjuaga con un shampoo suave y continúa con un acondicionador.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puede hacer esto 1-2 veces por semana.

5. Aloe Vera y lavanda

El aloe vera exhibe efectos fotoprotectores que pueden ayudar a prevenir el daño del cabello causado por los fuertes rayos solares.
El aceite de lavanda puede ayudar a promover el crecimiento del cabello mientras lo deja con un olor agradable durante todo el día.

Necesitarás:

  • ¼ de taza de gel de aloe vera
  • 2-3 gotas de aceite de lavanda
  • 1 taza de agua

Lo que tienes que hacer.

  1. Mezcla el gel de aloe vera con una taza de agua.
  2. Agrega dos o tres gotas de aceite de lavanda y mezcla bien.
  3. Transfiere el contenido a una botella con atomizador.
  4. Rocíalo sobre tu cabello y cuero cabelludo cuando sea necesario.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puedes hacer esto una vez al día o según sea necesario.

6. Huevo crudo y aceite de oliva

Las propiedades hidratantes del aceite de oliva, combinadas con la actividad promotora del crecimiento del cabello de uno de sus compuestos llamado oleuropeína, pueden ayudar a tratar el cabello seco y dañado.
Los huevos crudos también son ricos en grasas y proteínas que los convierten en humectantes naturales potenciales.

Necesitarás.• 1 huevo crudo
• 2 cucharadas de aceite de oliva
Lo que tienes que hacer
1 Mezcla un huevo entero con dos cucharadas de aceite de oliva.
2 Aplica la mezcla en tu cabello y cuero cabelludo.
3 Cúbrete la cabeza con una toalla y espera de 30 a 60 minutos.
4 Enjuaga con un shampoo suave y acondicionador.

¿Con qué frecuencia debes hacer esto? Puedes hacer esto una vez a la semana o dos.

Todos estos remedios pueden suavizar el cabello y mantenerlo bien hidratado. Sin embargo, para evitar daños recurrentes en el cabello, también puede considerar seguir ciertos consejos de prevención.

Prevenir la sequedad del cabello.

  • Sigue una dieta equilibrada y saludable que te proporcione los nutrientes necesarios.
  • Acondiciona tu cabello cada vez que lo laves.
  • Evita peinarte con calor lo más que puedas.
  • Limita los tratamientos químicos en tu cabello.
  • Disfruta de un masaje de cuero cabelludo con aceites tibios de vez en cuando.
  • No uses un peines o cepillos de mala calidad.
  • No peines tu cabello cuando esté mojado.
  • Evita los peinados ajustados.
  • Protege tu cabello usando sombreros o algún accesorio mientras te expones al sol.

Estos consejos pueden prevenir el daño recurrente del cabello. Con el tiempo verás que tu cabello seco y áspero se vuelve más suave y manejable.

Categorías: Estilo de Vida

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
YouTube